Macarons de arándanos


lacucharazul_macarrons_arándanos3

Los macarons son unos dulces típicos de la repostería francesa. Se componen de dos tapas, hechas con clara de huevo, almendra molida y azúcar y un relleno que pude ser una crema de queso, de mantequilla, ganache…Los podemos encontrar de muchos colores y sabores. De hecho, ésa es una de sus características. Los que hayáis visitado Francia  habréis visto pastelerías con fabulosos escaparates repletos de macarons de colores muy llamativos. Además suelen tener tantos sabores que es difícil escoger solo uno. Tienen una textura muy suave, vaporosa, bandita, se deshacen en la boca…mmmm ¡Me encantannnn!

Y pasando a la elaboración os tengo que confesar algo…Tres veces, Tres!!! son las que he tenido que hacer este dulce para conseguir un resultado decente…Eso si, nuestra amiga Rebeka se unió al reto. Gracias Rebe por tu ayuda!!

Un buen macaron debe tener ciertas características:

  1. Una superficie lisa y brillante, sin burbujas, sin picos…
  2. Un tamaño adecuado, y todos igual.
  3. Y el más importante: El pie!!! que es esa parte que se ve por debajo, así como con burbujitas.

La primera vez que los hice me salieron cada uno de un tamaño, además no conseguí el famoso pie. Pero de textura bien, estaban blanditos y buenos.
La segunda vez me salieron galletas, literal , crujientes y enormes galletas. Así que nada, tuve desayuno para unos días…
Y llego la tercera. Al fin!!! Todos del mismo tamaño, de superficie lisa, y con su piececito…éstos sí que los disfruté. Estuve pegada al cristal del horno un buen rato viendo como subían esos pies. 🙂

Dicho todo ésto os cuento como hacerlos, las recomendaciones generales, las mías , mis errores anteriores… todo para que tengáis éxito a la primera y podáis disfrutar de unos macarons perfectos. Vamos a empezar!!!

Macarons de arándanos

Preparación: 2 horas + secado
  Raciones: 28 unidades
⥯  Dificultad: alta

Ingredientes

  • Para las tapas:

120 gr de claras de huevo (en mi caso 4 huevos M)
100 gr de almendras molidas
200 gr de azúcar glass
40 gr de azúcar blanco
Colorante morado

  • Para el relleno ( buttercream/crema de mantequilla)

125 gr de mantequilla
150 gr de azúcar glas
colorante morado
esencia de arándanos

 

Receta

La primera recomendación para hacer macarons es “envejecer” las claras. En unos sitios dicen que es imprescindible dejar las claras unas horas a temperatura ambiente, en un bol sin tapar y en otros cuentan que con que los huevos estén a temperatura ambiente es suficiente. Como para todo hay diversidad de opiniones. Pero yo pienso que sí que es importante, este paso ayuda a que las claras pierdan humedad. En mis dos intentos fallidos no lo hice, y en la tercera y certera sí. Así que como no cuesta trabajo dejadlas envejecer, yo las dejé toda la noche ya que me puse con la receta a la mañana siguiente.

Pues vamos a empezar!! Lo primero es tamizar el azúcar glass y las almendras molidas. Paciencia con las almendras molidas, cuesta un poco tamizarlas. Mezclamos.

Ahora montamos las claras a punto de nieve. El punto está en cuando le das la vuelta al bol y no caen. Si les vamos a poner colora nuestros macaron éste es el momento. Pondremos las claras en un recipiente, y empezamos a montar, y cuando tienen un poco de cuerpo, añadimos el azúcar blanco y el colorante. Y ya batimos hasta montarlas del todo.

Hasta ahora todo bien, pero llega uno de los momentos críticos!!! Mezclar…parece una chorrada, pero aquí es donde se decidirá si tus macarons serán redonditos, todos iguales, o amorfos, cada  uno a su aire…

Al recipiente donde tenemos las claras añadimos el azúcar glass y la almendra, que tenemos tamizadas y mezcladas. Ahora, con una espátula mezclamos con movimientos envolventes, de arriba a abajo, despacio. Tened paciencia y no lo hagáis rápido puesto que se bajarían las claras. ¿Y cuando dejamos de batir? Éste es el kit de la cuestión… lo siento pero eso es a ojo… si queda una masa muy espesa quedarían irregularidades en la superficie, y si queda muy líquida se nos desparraman, se deforman…Al dejarla caer con la espátula tiene que caer suavemente, simulando una cinta y no a pegotes. Lo suyo es hacer pruebas, poder un poco encima de papel vegetal para ver como se comporta. Ojo, si tienes dudas deja de batir, es mejor quedarse corto que pasarse.

Ya tenemos la masa lista vamos a formar los macarons. Rellenamos una manga pastelera, y sobre papel vegetal, en una bandeja de horno iremos poniendo masa en porciones. Lo ideal, para que os salgan todos iguales es pintar círculos en un papel vegetal, y éste ponerlo como plantilla debajo de los que vayáis usando. Para poner la masa  ponemos la boquilla pegada al papel, y cuando hayamos llenado el círculo subimos la manga de golpe. Cada vez que tengamos una bandeja lista haremos lo siguiente para eliminar burbujas y posibles futuras imperfecciones. La levantamos unos 20 cm de la superficie donde la tengamos y la dejamos caer, no os asustéis, si tienen la consistencia adecuada no les pasará nada. Lo haremos dos o tres veces. 

lacucharazul_macarons_arándanos

Ahora pasamos al secado. Éste es otro momento crítico!!! Hay que dejar reposar nuestros futuros macarons hasta que la superficie se haya secado, de manera que cuando los toquemos con la yema de los dedos no os manchéis. ¿Y cual es el problema? pues que el tiempo de espera puede ser una hora, dos, cuatro…Depende de la humedad de vuestra casa, el tiempo que haga… Eso si, este paso es importante, si os lo saltáis y los metéis directamente no solo no os va a salir el pie característico, sino que posiblemente se os rompan por arriba. Y ya que estamos vamos a intentar hacerlo bien ¿no?

Ya están en su punto, ahora pasamos al horneado. Momento crítico número tres!!! Como veis hay varios momentos críticos…Vamos a ir calentando el horno a 160ºC. Cuando alcance la temperatura empezamos a meter bandejas. Lo suyo es empezar con una muestra, con pocos, para no fastidiarla mucho hasta que le pillemos el punto al horno. En alguna ocasión he leído que lo ideal es hornear a 170ºC durante 10-12′, pero en mi caso a esa temperatura se me chamuscaron un poco y perdieron mucho color. Yo los horneé 10′ a 160ºC.

Y mientras tanto a observar el horno, a ver como va la cosa…Cuando saquemos la bandeja, antes de meter la otra, los miramos bien, ¿Están bien cocidos? ¿Se nos han tostado demasiado? Id corrigiendo la temperatura y el tiempo según los resultados.

Bien!!!!! ya tenemos nuestros macarons, cuanto sufrimiento. Mientras se enfrían, que será poco rato nos ponemos a preparar el relleno.

Para el relleno he hecho una crema de mantequilla, más conocida como buttercream. En un robot de cocina,  mezclamos la mantequilla a punto de pomada, el azúcar glas, el colorante y la esencia elegida, en mi caso arándanos. Podéis poner la de vainilla que es muy fácil de conseguir en cualquier supermercado.

Y a rellenar macarons!!! Con una manga pastelera y mucho cariño nos ponemos con ellos. Quedan tan bonitos que da pena comérselos, pero están tan buenos…

Espero haberlo explicado bien y que hagáis unos macarons perfectos a la primera. Suerte!!!

lacucharazul_macarrons_arándanos4   lacucharazul_macarrons_arándanos5

 

 

Notas:

El hecho de dar color a la masa en el montaje de las claras es para que ésta no baje. Si añadimos el colorante al final, una vez que ya tenemos mezcladas las claras, el azúcar y la almendra , tendríamos que volver a mezclar para integrar el color, y ésto puede hacer que la masa se nos pase de batido y se licue demasiado.

Los macarons están deliciosos recién hechos, pero según dicen después de un golpe de frío es cuando su sabor es más intenso. Para ésto habría que congelárlos unos días y el día que van a ser consumidos descongelarlos en la nevera durante unas horas para finalmente sacarlos a temperatura ambiente una hora antes de tomarlos. ¿Pero quien puede tener tanta paciencia? yo desde luego no, así que no he probado.

lacucharazul_macarrons_arándanos2

Anuncios

Acerca de lacucharazul

Somos dos hermanas andaluzas locas por la cocina. Esta afición nos acompaña desde que nos independizamos y nos dimos cuenta de lo bien que se comía en casa….Fue entonces cuando empezamos a trastear en la cocina y a disfrutar con ello. Y la verdad es que lo hemos tenido fácil porque tenemos una gran maestra, nuestra madre. A ella le apasiona este mundo y no solo hemos heredado su interés por cocinar, sino también el valor de alimentarse bien, algo que en casa siempre se ha tenido muy en cuenta.

Un Comentario

  1. Rebeca

    Ohhh lala!! Macarons!! Merece la pena el trabajo que llevan. Gracias por dejarme ayudar a hacerlos, me encanto el reto, y quedaron riquisimos!! Un besazo

¿Te ha gustado? ¡Cuéntalo!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: